viernes, julio 06, 2007

¡Qué disparate, vive Dios!

¡Nombrar a un escritor Ministro de Cultura! Y peor aun: ¡A un biofísico como ministro de Sanidad! ¡Qué desastre, qué sindios, qué pandemonio anárquico! ¿Y que´será lo siguiente? ¿Ingenieros en Obras Públicas? ¿Militares al mando del ejército?


Locke

2 comentarios:

vespinoza dijo...

Yo quiero ser ministro de agricultura.

Fdo Almirante vespinoza

Ultramar dijo...

Y yo Ministro de Ataque (que eso de la Defensa ya está muy vsto)